El patrón Bart Simpson

El lado oscuro de la fuerza a veces te enseña que hay cosas mucho más sencillas de lo que parecen. Son patrones que se cumplen y que a pesar de ser sencillos no se suelen operar. En este caso vamos a hablar del patrón de Bart Simpson.

El patrón de Bart Simpson es es un patrón bajista con un acierto importante. En el desarrollo de este patrón es necesario que exista unan subida previa importante con un posterior lateral y poca amplitud de rango. La rotura de ese lateral acostumbra a ser hacia abajo volviendo al inicio de la subida previa.  Cuanto mayor sea el tiempo de lateralización más brusca suele ser la caída. Se da en todo tipo de valores, tanto grandes como pequeños.

Vamos a ver algunos ejemplos donde se ha producido este patrón.

Vemos que hay una subida previa en Edreams que posteriormente se lateraliza. El lateral se rompe hacia abajo de manera brusca y vuelve al inicio de dicho movimiento. En este caso la caída fue provocada por la noticia de falta de ofertas importantes para adquirir la empresa. A pesar de ello se puede apreciar claramente el patrón.

Otro caso que podría verse es en Iberpapel. Un valor que llevaba tiempo con una gran subida hasta que pasó a lateral. Ese fue buen momento para salir a los que llevaban tiempo con la acción. Lo que pasó al romper el lateral es que el precio bajó con fuerza. En este caso el precio paró en el primer soporte que encontró como es su media de largo plazo pero si no lo hubiera hecho ahí habría llegado al inicio de movimiento que era bastante más abajo.

También ocurre en grandes valores como puede ser el caso de Técnicas Reunidas. Meses subiendo el valor terminan en un lateral que se prolonga durante meses. Es un tiempo en el cual se distribuye papel y una vez perdido el lateral empieza un movimiento bajista que lleva al precio al origen de la subida.

El ejemplo más claro y de más largo plazo sería el de OHL. En este caso la subida brusca se produjo tras vender la empresa una filial y por tanto conseguir dinero para reducir deuda. Tras esa gran subida hubo un tiempo en el que estuvo bastante lateral donde dio tiempo a salir a todos lo que estuvieran dentro y poder colocar su papel. Una vez perdido el lateral el precio ha terminado volviendo al origen del movimiento. En este caso también se ha producido un segundo patrón dentro de la bajada.

Esta entrada ha sido publicada en Formación y etiquetada como . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.