Boeing quiere mantener el vuelo

Boeing lleva tiempo con un grave problema llamado 737 Max. Dos accidentes de ese modelo de avión hizo que dejara de volar y los pedidos de las compañías aéreas empezaran a cancelarse. Por su parte Boeing ha tratado de solucionar el problema con parches para ir descubriendo que el problema era mayor al tratarse del diseño. Estos graves errores han supuesto que su producción se pare y se ha llevado por delante a su consejero delegado con el fin de calmar a los mercados. En un año tan alcista para la bolsa americana la compañía se ha dejado cerca de un 30% que podría ser suficiente. Pensando que lo peor de la crisis que lleva afectando al valor bastantes meses puede haber pasado se puede pensar en una estrategia alcista.

La estrategia pasaría por entrar a estos precios. El objetivo inicial a buscar estaría en la parte alta de su lateral en 400 y si los superara en su vuelta a máximos. El stop inicialmente debería ejecutarse si perdiera 315 ya que podría seguir bajando hasta buscar apoyo en su media de largo plazo en 280 donde se podría volver a intentar. La relación Rentabilidad/riesgo permite hacer la operación.

Los indicadores son negativos en todos los plazos aunque menos fuertes cuanto a más largo plazo se refiere. Hay divergencias que están empezando a producirse pero todavía no tienen la suficiente fuerza para darse por confirmadas aunque están cerca de ello. La salida de su consejero delegado ha sido bien recibido con el mercado entrando compras y volumen, algo reseñable viendo la época del año en que estamos. Podría no ser mala opción para invertir a medio plazo sin que el riesgo sea excesivo.

Esta entrada fue publicada en USA, Valores extranjeros y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *